Alerta mundial por un ensayo nuclear de Corea del Norte

Corea del Norte lo definió como “medidas de fortalecimiento de la fuerza atómica para la autodefensa” pero, para las principales potencias del mundo, la segunda prueba nuclear subterránea confirmada esta madrugada por los norcoreanos es una clara amenaza contra la paz y seguridad mundial. Además de un motivo suficiente para aislar al país de la comunidad internacional que no reconoce pueblos irresponsables.

Pyongyang, la capital de Corea del Norte, anunció el éxito del expoerimento y pronto puso en alerta a Estados Unidos, Japón y a la Unión Europea. La primera había sido realizada en octubre de 2006 y ya había generado una condena global.

Tres años después, el repudio al ensayo no varió. El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, advirtió desde la Casa Blanca que la prueba nuclear “es motivo de profunda preocupación”; supone “una amenaza para la paz y la seguridad internacionales” y “está retando de forma directa y temeraria a la comunidad internacional” que podría “profundizar aún más el aislamiento”.

Francia tampoco ocultó su rechazo y a través del ministerio de Relaciones Exteriores emitió una declaración en la que exige a Corea del Norte que “se abstenga de cualquier nueva provocación” y que regrese a la mesa de conversaciones internacionales sobre el “desmantelamiento total, irreversible y verificable de su programa nuclear”.

El primer ministro británico, Gordon Brown, calificó de “equivocada, insensata y un peligro para el mundo” la nueva prueba nuclear, además de coincidir con los Estados Unidos en que “la comunidad internacional reconocerá como socio a Corea del Norte si este país se comporta de forma responsable”.

Más imperativo y aún más intolerante fue Japón, que tiene previsto convocar a una reunión de emergencia del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas señaló el viceministro del Exterior Mitoji Yabunaka.

Japón “no tolerará” el comportamiento de Corea del Norte, aseguró un portavoz gubernamental, según la agencia de noticias local Kyodo citada a su vez por la agencia alemana DPA.

“Si la prueba nuclear es confirmada, es una clara violación de la resolución del Consejo de Seguridad y Japón tomará medidas decisivas”, declaró el secretario en jefe del gabinete Takeo Kawamura en una conferencia de prensa.

Tanto Rusia, actual presidenta rotativa del Consejo de la ONU, como el presidente surcoreano, Lee Myung Bak, convocaron al consejo de seguridad nacional a una reunión de emergencia este mismo lunes para tratar el tema.

Fuente:criticadigital

Comparti en tus redes
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email

Sin Comentarios

No hay comentarios

¿Le gustó este artículo? ¡Su opinión puede ser util para otros!

Deja un Comentario