Con tal de “parecer” europeos

La llamada “nariz incaica”, orgulloso rasgo físico de una civilización, se está convirtiendo en “problema” para inmigrantes latinoamericanos que, en España, pagan hasta 4000 euros para que, bisturí mediante, un cirujano pula el prominente apéndice hasta dejarlo parecido a “lo que se usa en Europa” para sostener los anteojos.”Estamos empezando a notar el fenómeno. Son inmigrantes que están descontentos con su nariz porque, a causa de una prominencia notoria y más propia de rasgos latinos, se alejan del patrón de belleza europeo”, dice el doctor Antonio Porcuna, presidente de la Sociedad Española de Cirugía Estética, Plástica y Reparadora (Secpre).

No hay estadísticas ciertas, pero las cifras privadas haban de “centenares de casos” de esa naturaleza (o de ese perfil, ya que estamos) que se registran entre las 400.000 intervenciones de cirugía estética que, por año, se realizan en España.

“Quienes quieren corregir rasgos étnicos son, en mayoría, peruanos, ecuatorianos y bolivianos”, explicó.

Los argentinos, supuestamente amantes de la cirugía estética, en esta corriente, no entran. “Es que nadie reconoce a un argentino por sus rasgos. Lo único que los diferencia de los españoles es su forma de hablar. Pero, en todo lo demás, son iguales”, explicaron en la Secpre.

En la mayoría de los casos, la cirugía “étnica” apunta a reducir rasgos aborìgenes: una nariz demasiado angulosa o ?también en sentido contrario- a ganar volumen y estrechar fosas nasales demasiado anchas, en el caso de narices achatadas”, explicó Porcuna.

Lo que, en todo caso, nadie duda, es que se trata de “occidentalizar” rasgos que tienen resonancia andina.

“Yo tenía una nariz que parecía Atahualpa. No es que me haya sentido rechazado en España, pero más o menos. Lo que ocurre es que, aquí, el tipo latino que gusta es el del actor Antonio Banderas o el del mexicano Gael García Bernal. Yo me aparecía con mi nariz andina y los pelos negros como alambres, y no había caso. Ligaba menos que un oso”.

Fuente: www.lanacion.com.ar

Comparti en tus redes
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email

Sin Comentarios

No hay comentarios

¿Le gustó este artículo? ¡Su opinión puede ser util para otros!

Deja un Comentario