Es hora de tomar decisiones

En algùn momento un mèdico determinarà q mi corazòn ha dejado de funcionar y q mi vida ha terminado.
Cuando esto suceda, no traten de revivirme artificialmente y, donde quiera q me encuentre, no lo llamen “Mi lecho d muerte”.
Llàmenlo “Mi lecho de vida” y DEJEN Q MI CUERPO AYUDE A Q OTROS GOCEN DE UNA VIDA PLENA.
DEN MI VISTA a alguien q nunca haya visto un amanecer.
DEN MI CORAZON a quien el suyo no le haya causado mas q interminables dìas de dolor.
DEN MI SANGRE a algùn adolescente rescatado de entre las ruinas de un automòvil, para q, algùn dìa, pueda llegar a gozar del juego de sus nietos.
DEN MIS RIÑONES a quien dependa de una màquina para seguir existiendo.
TOMEN TODOS MIS HUESOS, mùsculos, fibras y nervios, y hagan caminar a un chico lisiado.
EXPLOREN CADA RINCON DE MI CEREBRO, y tomen mis cèlulas para q un niño mudo pueda  gritar un GOOOOLL y una niña sorda pueda oìr la lluvia contra los cristales de la ventana.
Si tienen necesidad de enterrar algo, les dejo mis defectos y todos los perjuicios q causè a mis semejantes.
Y SI X CASUALIDAD QUIEREN RECORDARME, HAGANLO CON UNA BUENA PALABRA O ACCION PARA QUIEN LO NECESITE.(campaña)

Comparti en tus redes
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email

Sin Comentarios

No hay comentarios

¿Le gustó este artículo? ¡Su opinión puede ser util para otros!

Deja un Comentario