Hacer desaparecer un auto cuesta $400

“Hay una especie de ley de mercado, es muy grande y mueve muchísima plata. El que tiene la sartén por el mango es el tipo del desarmadero. Por eso es difícil de erradicarlo, porque además hay una connivencia política y policial”, afirma a este medio el titular de Estudios Soria, una empresa de investigaciones para aseguradoras privadas.

En su trabajo, comenta que estuvo expuesto a situaciones muy peligrosas, hasta con privación ilegal de la libertad. Ya que sus informes intentan constatar de manera fundamentada lo que ha ocurrido en cada caso, por ejemplo, si han hecho desaparecer el vehículo o si fue robado verdaderamente.

“Tengo que verificar que el hecho haya ocurrido en tiempo y en forma. Todo eso tiene un procedimiento, hago un relevamiento de la persona en distintos ámbitos. En lo personal, tengo una entrevista con él, y con distintas técnicas de la neuro-lingüística puedo analizar si está mintiendo a través de sus gestos o con lo que dice. En el ámbito social averiguo dónde trabaja, cuál es la imagen comercial que tiene en el barrio, si se sabe de qué trabaja. Después verifico el lugar, si coincide lo que él dice”, explica.

La diferencia entre los “buenos y los malos” parece según él, estar más o menos a la vista ya que “la gente que es víctima está muy predispuesta en la entrevista porque no tienen nada que ocultar. En cambio los que hicieron desaparecer el auto se nota que son personas que no son del palo, tal vez porque las presionaron a hacerlo. Entonces se ponen muy nerviosas”.
El Conurbano, el paraíso de los desarmaderos

Según los últimos datos relevados por el Centro de Experimentación y Seguridad Vial (CESVI), el índice de robos de vehículos estacionados en la vía pública tuvo su pico y alcanzó el 70%, contra el resto del total que se produjo a mano armada (La estadística se calculó sobre el parque automotor asegurado).

El informe que atañe al año pasado también detalla los índices de hurto por municipio, y demuestra como algunas zonas se convirtieron en verdaderos polos de inseguridad y en las preferidas de los delincuentes. Los datos alarman en lugares como Quilmes, donde la evolución de los robos creció un 16,1% comparado con 2007; en Ituzaingó se incrementó un 19,9%; en Moreno 18,1% y en José C. Paz alcanzó hasta el 50,8%. Y éstos son solamente los principales puntos de todo el GBA.

Asimismo, existen zonas determinadas “por encargue”. Es decir, de donde se roban automóviles específicos que son encomendados por un determinado desarmadero. Al respecto, el investigador explica: “Ellos trabajan con autos gemelos o compran rezagos y necesitan partes. Eso se llama hacer ‘poncho’ o ‘media’, le cortan el número de chasis y de motor y lo usan en el auto robado. Después sale a la venta en cualquier agencia, pero son autos fraguados”.
Cotizaciones en el mercado

Comprar un Volkswaguen Gol: $38.000. Hacerlo desaparecer: $400. Eso es más o menos, teniendo en cuenta los índices de inflación, lo que cobra un intermediario por hacer que un auto desaparezca íntegramente. Aunque también pueden ocurrir otros casos, como que personal del mismo desarmadero se encargue de la operación, o que acepten la oferta de los levantadores, y en ese caso hasta puede llegar a costar $200 sin importar que auto sea. La diferencia entre intermediarios y levantadores, es que el primero se dedica exclusivamente a robar bajo ciertos requisitos, en cambio el segundo roba vehículos al “voleo” y generalmente lo hacen ocasionalmente, es decir que no pertenecen al negocio, sino lo proveen a menudo.

Por este mercado negro, que muchas veces lamentablemente se cobra la vida de víctimas fatales, en el Conurbano se están asentando zonas similares a la famosa Avenida “Warnes” porteña, aunque muchos menos divulgadas y reconocidas popularmente. Alguna de ellas: “Avenida Olimpo de Lomas de Zamora, partes de la localidad de San Francisco Solano, Ruta 8 en Loma Hermosa, Camino de Cintura a la altura Monte Grande (más que nada camiones) y algunos sectores del partido de Almirante Brown.

Fuente: Pablo Noto


Comparti en tus redes
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email

Sin Comentarios

No hay comentarios

¿Le gustó este artículo? ¡Su opinión puede ser util para otros!

Deja un Comentario