Mientras despilfarramos . . .

Nunca hay plata para la ciencia

Paula Villar ganó un concurso para dialogar con ganadores del Premio Nobel en Alemania, pero la UBA no tuvo el dinero para el pasaje

Como a todo científico, a la física argentina Paula Villar le gustaría ganar un Premio Nobel. Alzarse con la medalla de oro, el diploma y las diez millones de coronas que desde 1901 otorga la Real Academia de las Ciencias de Suecia. Pero la tiene difícil.

Las probabilidades, las estadísticas y la matemática entera están en su contra: por lo general, estos galardones van a parar a las manos y los bolsillos de investigadores o bien estadounidenses o bien alemanes de más de 50 años como colofón de sus carreras y décadas después de sus descubrimientos tronantes.

Por eso, Villar fue realista y apuntó un poco más bajo: buscó la manera de rodearse de científicos ya consagrados con esta distinción, verlos a los ojos, darles la mano, escuchar sus palabras y consejos en charlas sin mucho protocolo. Y estuvo a punto de conseguirlo, pero no pudo: la Facultad de Ciencias Exactas de la UBA, donde se desempeña, no tuvo los fondos necesarios para pagarle el viaje.
La nota completa en: http://www.criticadigital.com/index.php?secc=nota&nid=6847

Comparti en tus redes
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email

Sin Comentarios

No hay comentarios

¿Le gustó este artículo? ¡Su opinión puede ser util para otros!

Deja un Comentario